Este Mundo, a veces insólito

(10) Tiangong 1

Rate this post

Imagen de la estación Tiangong 1.Tiangong1

Tiangong 1 (chino simplificado: 天宫一号, pinyin: Tiāngōng yīhào, literalmente «Palacio celestial 1») es una estación espacial china en fase de construcción y que se encuentra en órbita desde el 29 de septiembre de 2011.1 La puesta en órbita, originalmente planificada para finales de 2010,2 fue más tarde pospuesta a 2011.3 Según ha informado la Agencia Espacial China, la estación contará con un laboratorio espacial de aproximadamente 8 toneladas de peso en la que participarán las misiones espaciales Shenzhou 8, Shenzhou 9 y Shenzhou 10 durante sus dos primeros años de funcionamiento.

El objetivo es crear una estación espacial de tercera generación, comparable a la Mir. Este programa es autónomo y no tiene relación con otros países que realizan actividades en el espacio.1 El programa comenzó en 1992 como el Proyecto 921-2. En enero de 2013, China sigue adelante en un gran programa multifase de construcción que dará lugar a una gran estación espacial en 2020.2

China lanzó su primer laboTiangong3ratorio espacial, Tiangong 1, el 29 de septiembre de 2011. Tras Tiangong 1, un laboratorio espacial más avanzado completado con la nave de carga, llamado Tiangong 2, será construido. Tiangong 3 continuará desarrollando estas tecnologías. El proyecto culminará con una estación orbital grande, que constará de un módulo principal de 20 toneladas, 2 módulos de investigación más Tiangong2pequeños y embarcación de transporte de carga.3 Dispondrá de alojamiento para tres astronautas durante largos periodos2 y está previsto que se complete justo en la fecha en la que la Estación Espacial Internacional está programada para ser retirada.4

Fase de laboratorio espacial

Los esfuerzos de China para desarrollar una estación espacial de órbita baja terrestre comenzarán con una fase de laboratorio espacial, con el lanzamiento de los tres módulos espaciales Tiangong.2

Tiangong 1 “objetivo de acoplamiento”

Tiangong5Escotilla de acoplamiento del Tiangong (CCTV).

Tiangong 1

El objetivo de acoplamiento chino consiste en un módulo de propulsión (recurso) y un módulo presurizado para los experimentos, con un mecanismo de acoplamiento en cada extremo. El puerto de acoplamiento de Tiangong6la sección de experimentos soporta acoplamiento automatizado.10 Su longitud es de 10,5 metros y el diámetro es de 3,4 m.2 Tiene una masa de 8.000 kg. Fue lanzado el 29 de septiembre de 2011 y está destinado a estancias cortas de una tripulación de tres astronautas.

Modelo del sistema de acoplamiento (CCTV).

El laboratorio espacial está diseñado principalmente para probar sistemas de navegación y acoplamiento. A 10,5 metros de largo y 4,5 metros de ancho, contiene instrumentos científicos y sistemas de soporte vital, pero no pretenden ser un puesto de avanzada permanente chino en el espacio.

La nave Shenzhou 10 fue lanzada al espacio desde el desierto de Gobi, y se espera que una vez en la órbita, se conecte con el módulo Tiangong-1.

Preparando la Shenzhou-8.Tiangong7

China lanzó hoy un cohete con tres astronautas a bordo, a completar una misión de 15 días en su laboratorio espacial que está en desarrollo para convertirse en una estación china en el espacio.

La nave Shenzhou 10 fue lanzada al espacio desde el desierto de Gobi, y se espera que una vez en la órbita, se conecte con elTiangong9 módulo Tiangong-1. Los astronautas – dos hombres y una mujer – probarán los sistemas del módulo y realizarán experimentos científicos, además de realizar una transmisión para estudiantes en la Tierra.

China logró conectar una nave a la estación Tiangong-1 en junio del año pasado, demostrando la capacidad tecnológica y logística para crear su propia estación. Esta es la primera misión de larga duración que los astronautas chinos hayan realizado en el espacio.

Tiangong10

Interior del Tiangong-1 (CCTV)Tiangong11

Esta pantalla tomada el 26 de junio de 2012 muestra los astronautas chinos que están llevando a cabo ensayos científicos en el módulo de laboratorio espacial Tiangong-1 agitando las manos en el Tiangong-1. (Xinhua)

 

La estación espacial china ‘Tiangong-1’ cae en el Pacífico sur

Pekín 2 ABR 2018 – 18:41 CEST

Una imagen por radar de la estación espacial china Tiangong-1. AP REUTERS-QUALITY

El Tiangong-1, el primer laboratorio espacial que China lanzó al espacio, se desintegró este lunes (02/04/2018), durante su reentrada en la atmósfera terrestre. La nave, que se desplazaba de forma descontrolada desde 2016, puso fin a más de seis años en el espacio a las 8.15 hora china (2.15 hora española) al precipitarse en la remota región central del Pacífico sur.

“La mayoría de los dispositivos del módulo fueron eliminados y destruidos durante la reentrada”, informó en un comunicado la Oficina de Ingeniería Espacial Tripulada de China. El Tiangong-1 entró en la atmósfera una media hora antes de lo previsto por la misma agencia, que había estimado inicialmente que la zona de caída sería el Atlántico Sur, frente a las costas de la ciudad brasileña de Sao Paulo. Su entrada, finalmente, se produjo en el vasto océano Pacífico, a miles de kilómetros al noreste de Nueva Zelanda.

Lanzado en 2011, Tiangong-1 sirvió como laboratorio para tres misiones tripuladas -la última partió de allí en junio de 2013- y como un experimento para una futura estación espacial más grande. En marzo de 2016, China anunció que había dejado de recibir datos de telemetría de la plataforma y meses más tarde reconocía que la estación volvería a entrar en la atmósfera, aunque creían que sucedería antes, en la segunda mitad de 2017. Ahora se tambalea de forma incontrolada.

La Agencia Espacial Europea (ESA) explicó hace algunos días que solo será posible conocer el lugar de reentrada aproximado con un día de antelación. De momento, se sabe que la estación caerá en algún punto situado entre los 43ºN y 43ºS de latitud, una amplísima franja del mundo que comprende España, Francia, Grecia, Portugal o Italia por el norte, pero también Australia, Nueva Zelanda y Argentina por el sur. Sin embargo, la probabilidad de impacto será máxima justo en los extremos de esa franja, donde se encuentra nuestro país.

Una de las razones por la que es tan difícil determinar el viaje de Tiangong-1 es que este ocupa una órbita terrestre baja (LEO, por sus siglas en inglés), relativamente cerca de la superficie de la Tierra en comparación con otras órbitas, como la órbita media y la geoestacionaria, un espacio lejano donde residen los satélites de comunicación. Los objetos en LEO «se mueven realmente rápido», explica Vishnu Reddy, investigador de la Universidad de Arizona (EE.UU.), que rastrea la vuelta de Tiangong-1 con un sensor óptico de apenas 1.500 dólares que construyó junto a su colega Tanner Campbell en cuatro meses. A 17.400 mph, Tiangong-1 orbita la Tierra cada 90 minutos.

 

 

 

 

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.