Este Mundo, a veces insólito

Muralla de York (Inglaterra)

York es una histórica ciudad fortaleza del norte de Yorkshire (Inglaterra), condado del que es capital. En esta ciudad confluyen los ríos Ouse y Foss. La ciudad ha jugado un importante papel en sus 2000 años de historia.York1

La ciudad fue fundada como Eboracum en el año 71 d. C. por los romanos y la convirtieron en una de las dos capitales de la Britania romana. Durante ese periodo, grandes figuras vienen asociadas a esta ciudad, como Constantino el Grande. Todo el Imperio romano fue gobernado desde York por Septimio Severo durante un periodo de dos años.

Más tarde llegarían los anglos. La ciudad fue llamada Eoferwic y se convirtió en la capital del Reino de Northumbria. Los vikingos tomaron la ciudad en el 866, renombrándola Jórvic (de donde procede el actual nombre). Durante este periodo de dominio normando fue la capital del reino del mismo nombre, dominando mucho más que el norte de Inglaterra. Alrededor del año 1000 pasó a llamarse definitivamente York.York2

Ricardo II deseó convertir a York en la capital de Inglaterra, pero fue depuesto antes. Tras la guerra de las Rosas, York alojó al consejo del norte, y fue considerada la capital del norte. Tan solo duraría una década, la de 1660, por el declive de la ciudad. Sin embargo, York fue la ciudad condado de Yorkshire, del cual prestó su nombre. La provincia de York es una de las dos provincias de la iglesia anglicana, junto con la de Canterbury.

Si llegas a conocer Inglaterra, entonces tienes que dirigirte a las Murallas de York, una estructura que rodea la ciudad y que al parecer fueron levantadas hace más de 1900 años, según se piensa, en los tiempos de los romanos, que hicieron de la ciudad su fortaleza, permitiendo en la actualidad que se aprecien en varias partes de la ciudad y que todos sus visitantes conozcan más de la historia inglesa.

Recorrido y atractivosYork3

A lo largo de las murallas puedes encontrar varios atractivos, cada uno con una historia que lo distingue de los demás, así como diversos emblemas que guardan en su interior. Para recorrer las murallas de York tienes que dirigirte hacia el Parque St. George, desde aquí continuas por la torre Clifford para seguir en la Torre de Poterna Fishergate. Luego encontrarás una gran rotura de la muralla, que se ubica en el Camino de Islas Foss, lugar donde Guillermo el Conquistador cavó un foso para tratar de disuadir a sus enemigos. Si continuas el trayecto llegarás a obtener una maravillosa vista de la ciudad.

La Torre MYork4ultiangular es una de las edificaciones más visitadas por los turistas, puesto que fue construida durante el mandato del entonces emperador Severus entre los años 209 y 211, con sus casi 30 metros de diámetro y su división en diez partes la hacen uno de los atractivos de la ciudad.

El ingreso al castillo se desarrolla por medio de sus cuatro puertas, divididas en varias zonas donde se expande la muralla. Incluso las puertas poseen cada una un distintivo, como Micklegate Bar, Bootham Bar, Monk Bar y Walmgate Bar, cabe señalar que el termino Bar se le atribuye a que esta palabra era utilizada para dejar libre el paso en las puertas.

Micklegate Bar es la principal puerta de ingreso a la ciudad, posee 4 pisos de altura y al parecer fue construido en el Siglo XII, las otras puertas también sobreviven a los años, incluso una de ellas (Bootham Bar) es la más antigua de todas, puesto que se construyó en el Siglo XI.

Dentro también se puede realizar una visita al Museo de los jardines (Torre Multi-angular) y puede apreciarse los restos de la Abadía de Santa María, que alguna vez fuera la abadía Wealthiest benedictina al Norte de Inglaterra. Otro de los atractivos que posee York, es el Puente de Lendal y SkelderYork5gate y el Puente del Milenio junto al río Ouse.

Esta construcción de los normandos no siempre ha mantenido el notable estado de conservación que se puede observar hoy en día. De hecho, en 1800 se decretó derrumbar estas murallas que habían caído en desuso e impedían la expansión de la ciudad. Afortunadamente fue tan fuerte la oposición a dicho decreto que hoy en día tenemos la muralla mejor conservada del país.

Además de las cuatro entradas principales la Muralla de York contaba con seis entradas secundarias y 44 torres intermedias, entre las que destaca la Torre Multiangular que puedes encontrar en los Jardines del Museo de Yorkshire, donde también están los resto de la Abadía de Santa María. Tres de las entradas secundarias, cinco torres y casi 300 metros de muralla se perdieron antes de que se comenzase a conservar y restaurar la Muralla de York, pero no podemos quejarnos.

Los cinco kilómetros de las murallas de York y su estado de conservación hacen que esta ciudad amurallada sea sin duda el referente de su especie en Inglaterra. El emplazamiento de la Muralla de York se remonta a tiempos de los romanos.

York siempre fue una plaza defensiva estratégica clave dentro de Inglaterra como base para defender el territorio de los enemigos venidos del norte. No en vano, en York aún rige una norma que permite a un inglés matar a un escocés con arco y flecha si éste se encuentra dentro del recinto de la muralla, cualquier día de la semana, eso sí, excepto los domingos.

Una respuesta a Muralla de York (Inglaterra)

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.